Hijos de Dios


El Bautismo del Señor es una fiesta importante, ya que acabamos el ciclo de Navidad. Hemos podido experimentar que Dios se ha hecho niño. Y ahora se nos presenta Jesús hecho hombre delante de Juan, para que le bautice. Juan nos dice claramente que su bautismo es incompleto, que el completo es el que nos da Jesús con el Espíritu Santo.


San Marcos 1, 7 - 11

"Yo os bautizo con agua pero él os bautizará con el Espíritu Santo"


Ante esta escena de Jesús pidiendo ser bautizado por Juan podemos reflexionar sobre el misterio de nuestro bautismo. Nos llama a realizar una revisión de nuestra vida interior, para poder acoger al Espíritu Santo. Dar las gracias por ser hijos de Dios.

17 vistas0 comentarios

Entradas relacionadas

Ver todo

Confía