Misioneras Oblatas de María Inmaculada

 Misioneras Oblatas de María Inmaculada

Good Morning, Buenos días, Dzień dobry, Bongiorno, ...

logo.wroclaw-crop... así nos saludó el P. General de los Oblatos, Luis Lougen, uno de los días en el encuentro de la juventud oblata en Wrocław en julio. Allí nos habíamos congregado alrededor de 1500 jóvenes relacionados con los oblatos de todo el mundo. Han sido unos días de encuentro con toda la familia oblata previos a la JMJ en Cracovia. Ha sido una gracia de Dios poder cantar, rezar, bailar y hablar con tantas personas de diferentes naciones y lenguas. Todos reunidos gracias al carisma oblato.

Cada mañana comenzábamos el día con una "morning prayer", que habían preparado hermanas nuestras. Con signos y textos introdujimos así cada mañana el tema del día y nos poníamos en la presencia de Dios. Después WYD.hermanas.P.generalun oblato nos habalaba en una pequena charla sobre algún tema importante del carisma oblato. Comenzó el P. Chicho explicando cómo los jovenes no solo son acompañados por los oblatos, sino cómo ellos mismos ayudan a los mismos oblatos a ser lo que tienen que ser: misioneros entregados. El P. General al día siguiente nos introdujo en la vivencia de la cruz en la vida de San Eugenio y en lo que nos dice la cruz a nosotros hoy. El sábado finalmente el oblato Jan Kot, obispo en Brasil, nos propuso la Virgen María como modelo de nuestra vida.

También celebramos cada día la Eucaristía todos juntos y siempre tenía un toque especial e internacional.

 

Además hubo por las tardes conciertos, un festival de naciones, worship, testimonios etc. Eso se celebraba en un escenario donde los oblatos ofrecían también un programa para los peregrinos de toda la diócesis. Fueron momentos inolvidables de cantar, bailar y rezar juntos, compartiendo la alegría de creer en el Señor con todo el mundo. Ha sido una experiencia de que nuestra Iglesia es joven y universal.

 

Algunas impresiones del encuentro: